The Tony Rich Project: En busca del éxito perdido

Tony es un verdadero artista multifacético: cantante, compositor, multinstrumentista, productor, arreglista... pero también pintor, fotógrafo y escritor. Aunque a menudo se identifica su estilo con Babyface, en realidad aporta un sonido más rico y variado, mezclando elementos de jazz, rock y soul en sus composiciones.

Antonio "Tony Rich" Jeffries representa perfectamente alguno de esos episodios tan habituales en el mundo de la música: durante un momento corto, pero brillante, el talento de una artista capta la atención del mercado, para pasar a continuación a ser olvidado por el público en general. Tony Rich empezó en el mundo de la música como miembro del staff de compositores de la casa discográfica LaFace Records, durante esa etapa fue el autor de temas incorporados al repertorio de artistas como Boyz II Men, Johnny Gill, TLC o Toni Braxton. No obstante, fue guardando para sí algunos temas en lo que sus compañeros de trabajo denominaban "The Tony Rich Project", denominación que eligió finalmente para presentarse ante el público. Fue en el año 1995, cuando hizo su debut con Words, la refrescante positividad, la melancolía acústica de su primer single Nobody Knows le lanzó al éxito de manera fulgurante: números dos en las listas norteamericanas, disco de platino y un premio grammy. El gran talento demostrado cuando irrumpió en la escena musical no le permitió sin embargo sostener por más tiempo un éxito comercial que se preveía duradero: Birdseye (1998), Resurrected (2003) y Pictures (2005) recibieron buenas críticas en general, pero no conectaron con el público y fueron fracasos comerciales indiscutibles.

El pasado 23 de setiembre, Hidden Beach Records puso a la venta su último larga duración Exist. Un trabajo absolutamente personal en todos los apartados necesarios para la elaboración de un disco. El artista de Detroit ha asumido nuevamente la responsabilidad de la composición, instrumentos musicales, arreglos y producción de un disco construido en clave de rítmicas baladas melódicas. Con su característico tono vocal de tenor alto (siempre ha abusado para mi gusto del falsete) nos expresa su devoción por el ideal romántico a partir de sus propias experiencias vitales. La misma portada del disco (arte y fotografía del propio Tony) es una buena imagen representativa de su propuesta artística: mediante su música pretende hacernos partícipes de sus deseos eróticos y de su espiritualidad. Exist es una colección de historias cortas y poemas que expresan su filosofía de vida, son 11 canciones que combinan funk, jazz y soul con un enfoque más comercial que no me ha acabado de convencer. No obstante, me despido con unas acertadas palabras vertidas por el propio artista hablando de sus "fracasos" anteriores: “Most artists would be depressed if their project didn’t work because a lack of label support,”. “But because I had been there before, what I did was channel those frustrations and misunderstandings I had into a new record. Creativity is what brings me sanity.”

 
©2009 Musicasoul | by TNB