The Soul Of John Black: En el cruce de caminos

Reconozco que siempre me ha gustado la fusión inteligente y de calidad de distintos estilos musicales. Quizá como reflejo de mi filosofía vital que huye de dogmatismos o posturas extremas siempre he estado convencido de que los diferentes puntos de vista, ideas y modos de los distintos estilos musicales pueden llegar a ser compatibles entre si de forma coherente, combinándolos y mezclándolos... aunque ciertamente no siempre el resultado sea el esperado. Una buena muestra del eclecticismo musical es el artista que hoy os presentamos: The Soul Of John Black.

John no ha surgido de la nada y de manera inopinada, su carrera artística cuenta con un impresionante currículum: ha compuesto canciones y colaborado en la percusión para el ilustre trompetista Mile Davis, durante ocho años fue guitarrista y teclado del grupo pionero del rock-funk-ska Fishbone; además de ser músico de estudio para artistas tan distintos como Eminem, el Dr. Dre, Rosey, Joi, Nikka Costa, Bruce Hornsby o Everlast. El pasado 17 de febrero el sello discográfico Eclecto Groove Records (no podía tener otro nombre) puso a la venta Black John su tercer trabajo bajo la producción del propio artista. John "JB" Bigham siempre ha tenido una visión muy particular de lo que debe de ser su música y, en un ejercicio de honestidad poco habitual, no teme asumir riesgos y aventurarse en una propuesta única, personal e intransferible. Inspirado por los pioneros del blues y del soul se erige en un verdadero testimonio de belleza artística asociada a la libertad con que se expresa musicalmente y que se fundamenta en tres elementos tan básicos -y al mismo tiempo tan poderosos- como son una guitarra, una voz y unas emociones que compartir. El resultado es un sonido auténtico, espontáneo, soulful, de una crudeza cautivadora... es el soul según lo entiende John Black.

Las letras plantean una atractiva interpretación de la vida en las calles: violencia, lujuria o melancolía son temas recurrentes que parecen sacados del guión de una película de clase B, pero su hábil ejecución y la atmósfera creada son de primera división. The Soul of John Black constituye todo un himno de celebración al fabuloso patrimonio de la música negra. Combina con maestría el soul, gospel, funk y hip-hop en su viaje de regreso a las raíces musicales: el blues. Así pues, mezcla de ritmos urbanos contemporáneos al compás de una guitarra acústica mientras rinde homenaje a figuras legendarias como John Lee Hooker o Muddy Waters... absolutamente sorprendente. Respaldado por notables músicos ha cruzado con valentía antiguas fronteras para explorar nuevos territorios y en ese proceso de innovación nos ha llevado ante una intersección, un cruce de caminos que permite albergar esperanzas de que el blues vaya a sobrevivir y prosperar entre las nuevas generaciones.

 
©2009 Musicasoul | by TNB